BREAKING NEWS
latest

Comentando la Perashá: Vaigash

“Y ahora no se entristezcan y no sea mal en vuestros ojos porque me vendieron aquí, porque para alimento me mandó D"s delante de ustedes” (45:5)
Me alegró recibir una buena noticia de los dirigentes del “Kolel Torat Moshé” en la cuidad de Madrid, capital de España, que con la ayuda del cielo tuvieron éxito ahora en inaugurar un centro nuevo para la difusión del judaísmo y cursos de Torá, para abastecer la gran demanda, tras que el número de iehudim va en aumento en la última época, tras la nueva ley de proveer la ciudadanía española a todos los iehudim descendientes de los expulsados de España, y a raíz de otros motivos. Y mi esperanza poderosa que con la ayuda de Hshem Itbaraj tendrán éxito en esto, como tradicionalmente han tenido éxito en sus buenas actividades, como vi en mis visitas por el transcurso de muchos años.
Cuando vemos hoy la profusión de iehudim en la capital española, que decretó la expulsión del pueblo de Israel en el año 5252, esto simboliza la eternidad del pueblo de Israel, que permanecemos siempre vivos y existentes incluso tras todas las persecuciones y expulsiones, que en cada generación se levantan contra nosotros para exterminarnos y HaKadosh-Baruj-Huh nos salva de sus manos. Pero sumado a esto, hay una importancia especial en la profusión de cursos de Torá y judaísmo en España, que constituye una señal y causal del acercamiento de la Redención completa, como seguiremos.
Está aclarado en los sefarim hakedoshim, que hay chispas de santidad desparramadas en todo el mundo, y cuando un iehudí estudia y se ocupa de cosas de santidad, se pegan parte de esas chispas a su alma que es una parte de la divinidad de lo alto, y con esto las eleva y regresa a su raíz. Y este es el trabajo de los hijos de Israel en el exilio, elevar las chispas desparramadas en los cuatro puntos cardinales.
Y escribió el gran sabio el Jidá ZZ”L en el final de su libro “Shem HaGuedolim”, que este es el motivo de lo que vemos que en el transcurso de las generaciones cambió varias veces el lugar de asentamiento de los iehudim en el exilio, porque el asentamiento de los iehudim en todas las tierras es para separar las chispas santas que están en esa tierra, y cuando terminan de reparar las chispas en un lugar, entonces generan del cielo que pasen a otro lugar.
Y de esta manera explica el Jidá ZZ”L, que por eso fue la expulsión de Francia en el año 5066, y la expulsión de España en el año 5252, porque entonces los iehudim ya terminaron de subir allí todas las chispas, y tenían que pasar a elevar las chispas de las otras tierras.
Y en base a esto es necesario aclarar lo que vemos en nuestros días, que la Torá regresa a su hospedaje, y el estudio de Torá y judaísmo va en aumento también en países como Francia y España, que en base a las palabras del Jidá ZZ”L ya elevaron allí las chispas.
Sin embargo está explicado en el Zohar HaKadosh (Pekudéi 258 a) y en los escritos del Arizal, y se extendió en esto mi santo antepasado Rabí Tzví Elimélej de Dinov ZI”A en su libro santo Igrá de Kalá (Parshat Ekev), que también después del refinamiento de las chispas en el transcurso de las generaciones, todavía quedan pequeñas chispas en lo profundo de los estratos de impureza, que estas pueden ser refinadas únicamente por medio de las almas pequeñas que habrá en la época de “los talones del Mashíaj”, y cuando se terminen de separar todas las chispas entonces simultáneamente se anulará toda la Sitrá Ajará (el lado de la impureza) y seremos meritorios a la Redención Completa.
Y esto es lo que vemos en nuestro tiempo, tras que en el transcurso de las generaciones ya había lugares de Torá en todas las tierras del mundo, también en la mitad del globo terráqueo de América, entonces del cielo desencadenan que haya en un mismo tiempo lugares de gente que cuida Torá y Mitzvot en la mayoría de las tierras del mundo, también en lugares como Francia y España, que ya fueron expulsados de allí después de terminado el trabajo de separación de las chispas, porque todavía quedan chispas pequeñas que solo las almas de nuestro tiempo pueden elevar a través de que se esfuerzan en el estudio de Torá y en el cuidado de las Mitzvot, a pesar de las duras pruebas que hay en esta generación. Y a través de esto seremos meritorios al cumplimiento de las palabras del profeta Ovadiá (1:20) sobre la reunión de las diásporas, que subirán a Tzión “este ejército del exilio de los hijos de Israel, de los kenaanim hasta Francia, y el exilio de Ierushalaim que está en España”.
Y esta cuestión fue en el exilio de Egipto, que era obligatoria en función de la separación de las chispas de Egipto. Y dijeron nuestros sabios Z”L (Shabbat 89 a), que era apropiado que Iaakov Avinu baje a Egipto con cadenas de hierro, solo que su mérito provocó que baje en forma honorable. Y de Hshem fue que Iosef HaTzadik bajó primero a Egipto, que en su enorme integridad tenía el potencial para hacer el trabajo del principio de la separación de las chispas sin hundirse en la impureza, y en esto era el indicador del camino para los hijos de Israel que vinieron tras él.
Y se puede decir, que esto es lo que dice Iosef HaTzadik a sus hermanos: “Y ahora no se entristezcan y no sea mal en vuestros ojos porque me vendieron aquí”, – no piensen ustedes que con la maldad de su corazón en mi venta, provocaron el exilio que empezó con mi descenso a Egipto, “porque para alimento” – para elevar las chispas de santidad, que son el alimento para los ángeles y mundos superiores como está aclarado en los libros de Kódesh, para esto “me mandó D"s delante de ustedes.”
Y esta es una enseñanza para las generaciones, que ninguna persona se entristezca de lo que se derivó para que llegue a algún lugar, solo tiene que saber que todo proviene del cielo, y tiene que fortalecerse allí en Torá y Mitzvot imbuido en la alegría, con esto cumplirá allí el trabajo especificado para él desde el cielo, acorde a la raíz de su alma.
Por eso hay méritos muy grandes para todos los que se ocupan en ampliar los límites de la Torá Kedoshá en todas las tierras del mundo, como hacen en Madrid, que con esto generan cosas grandes y prodigiosas, acercando la Redención Completa. Y todos los que ayudan a esto con su cuerpo o dinero, serán meritorios a gran éxito, alegrías y satisfacción de todos sus descendientes.

Fuente: Admur de Kaalov


« PREV
NEXT »