Para leer en la mesa de shabat: Tres tipos de judíos

Cierta vez se le preguntó a Rabi Jaim de Voloshin, durante el período del Iluminismo, si los judíos que abandonaban la fe, debían ser excomulgados.
Rabi Jaim dijo: En el Levítico, Cap. 19, figuran tres versículos consecutivos: uno aseverando que debemos ser santos, otro preceptuando que debemos honrar a los padres y otro prohibiendo servir a dioses ajenos y cada uno de ellos termina con las palabras "Yo Soy D"s".
Estos versiculos se refieren a tres clases de judíos: el primero, a los que observan los preceptos debidamente, y a ellos el Creador les dice: "Si eres santo, yo soy tu D"s".
El segundo a los que observan los preceptos pero no tan puntillosamente, a ellos el Eterno les dice: si respetas a tus padres, Yo soy tu D"s.
Y por último, a los que no guardan los preceptos, el Eterno les dice: No sirvan a otros dioses, permanece judío, e inclusive a estos les dice: Yo soy tu D"s. 
Fuente : Anécdotas talmúdicas y de Rabinos famosos. Rabino Dr. Simón Moguilevsky