¿Quienes serán garantes del cumplimiento de la Torá?

¡Moshe! Llamó Hashem desde el Shamaim, cuenta lo que te enseñé aquí. Primero a las mujeres. Y cuando mis palabras hayan entrado en sus corazones, ellas ayudarán a sus maridos para guiar a sus hijos en los caminos de la Torá.  
Entonces le enseñarás a los hombres.
Y así lo hizo. El pueblo estuvo de acuerdo con mucha alegría.
Más Hashem les pidió una garantía de que cumplirán la Torá.
Am Israel citó a los Patriarcas. Hashem no aceptó.
Benei Israel pensó por un momento y dijo: "Acepta nuestros niños no nacidos para asegurarte de que tenemos la intención de cumplir la Torá".
Hashem respondió:"Sus hijos son la mejor garantía".
El pueblo prometió fielmente enseñar a sus hijos, para que puedan transmitir a sus descendientes y así sucesivamente, para siempre.
Y así, depende de nosotros hombres y mujeres no dejar que la Torá sea despreciada, olvidada.
Debemos estudiar con ahinco. Cumplamos sus enseñanzas y la amaremos por encima de todo.
Y podemos estar seguros que ella nos protegerá de todos los males.
Agradecemos a Kenes Débora bat Gueula por las palabras enviadas para la confección del presente artículo.