BREAKING NEWS
latest

Para Leer en la Mesa de Shabat: Aprender de los servidores

El Sabio Rabí Shimón tenía un servidor llamado Tobías.
Un día lo envió al mercado para que le trajese la mejor comida y Tobías le trajo una lengua. Al día siguiente lo mandó de nuevo para que trajese lo peor para comer y Tobías nuevamente le trajo una lengua.
Al preguntarle el motivo de su conducta, Tobías le dij o que la lengua puede hablar palabras muy sabias, pero también puede practicar maledicencia, como decía el rey Salomón: “la vida y la muerte dependen de la lengua”. Rabí Shimón reconoció que había aprendido algo de su mucamo.

Lo mismo sucedió con Rabí Yehúda, que había invitado a varios sabios y cuando llegaron se enteraron que el Rabí todavía no había llegado. Cuando la mucama los invitó a pasar. Entonces comenzaron a decirse: -Pase usted primero. -No faltaba más, pase usted y así continuaron
hasta que la mucama les aconsejó que fueran pasando según las edades, del más viejo al más joven. Una vez adentro decían entre ellos:
-Bien dice la gente que hasta la mucama del Rabino conoce las leyes y puede juzgar.

Fuente: Anécdota talmúdicas y de rabinos famosos. Rab. Dr. Simón Moguilevsky.
« PREV
NEXT »